Run to the hills; Munnar – Kodaicanal

Munnar debe ser uno de los paisajes más lindos que he visto, independiente de si hay muchas más plantaciones de té por el mundo.

Devikulam, el pueblo que está un poco más allá, es más hermoso aún. Recuerdo que cuando tomamos ese bus hacia Top Station, en más de algún momento durante el viaje pensé “me puedo bajar ahora?”… quería disolverme en todos los lugares hermosos que veía: bosques de leyenda, ríos, montañas de todos los verdes, niebla espectral… Nature. Desde Kochi y luego de Hpa An, que me urgía encontrarme rodeada de naturaleza a gran escala.

Estaba viajando con Leah, una chica canadiense que conocí en Fort Kochi. Por the language barrier tuvimos un malentendido y yo llegué un día después a las montañas. Pasamos dos noches ahí; no mucho. El punto es que entre tanta maravilla -esto se lo conté a Leah- no podía hacer nada más. El paisaje de cerros con plantas de té me parecía tan hermoso que sentía que además de admirarlo no podía hacer nada más con él para expresar mi pletórico corazón; quería arrojarme a las montañas, quería ser un gigante para admirar todo desde arriba, poner mi mano sobre las plantas como si fueran de algodón y acostarme en los cerros, quería deshacerme como agua y fluir en todos los lugares…pero no podía, era humana, diminuta y de carne y hueso. Así que no me parecía descabellado irme a los dos días.

Disfruté mucho mis días ahí: con Leah congeniamos muy bien, comimos chocolate, disfrutamos del frío y los chai por la noche y del tierno sol de día y caminamos harto.

Nos movimos juntas a Kodaicanal.

Kodaicanal era otro paraíso alejado de las planicies y el sol agobiante de Kerala. Sobre las montañas y las nubes.

Hicimos un viaje en bus local para llegar que fue toda una experiencia en sí. Tres buses, buena gente, hermosos paisajes…esos momentos donde uno se siente en la expresión misma del acto de viajar.

Ahora, en retrospectiva entiendo por qué Kodaicanal debe ser uno de los mejores lugares para vivir en India. La vida era barata, el aire estaba limpio, las rickshaws prohibidas, los filtered coffees estaban disponibles casi todo el día y valían 10 rs, había una feria libre muy grande semanalmente, había una comunidad de refugiados del Tibet, había un lago y habían bosques de pino y eucalipto y había comunidad.

Después del fiasco de la primera noche donde le lloré a Dios por un calefactor o un guatero para poder conciliar el sueño, los días siguientes los pasamos mirando las montañas en el horizonte cuando la niebla no se apoderaba de nosotros, dejando que las horas del día pasaran, absortos en el paisaje y resistiéndonos al frío. El nuevo hostal estaba en la ladera de una de las montañas, mirando casi al precipicio. Lo amamos tal y como era y descartamos la idea de mudarnos a Vattakanal después de haber pasado por ahí rumbo a Dolphin’s nose. Too mainstream.

Se armó un buen grupo en el dorm de ese hostal. Por primera vez me tocaba gente que parecía más interesada en viajar y aprender de experiencias que cultivar su espíritu o su ego voyerístico. Recuerdo que en la pieza, estábamos de a pares: 2 representantes de Asia, 2 de Europa y 2 de América.

Me quedé una semana ahí y cuando todos se fueron y yo fui la única que quedé en el dorm, me sentí un poco sola. Me había desacostumbrado a andar por mi cuenta y acostumbrado a pasar el tiempo con gente. No obstante, manos a la obra para los días siguientes y me pasé unos días muy entretenidos recorriendo el pueblo y haciendo proyectitos ahí en el pasto.

Era la primera vez después de un mes, que me asentaba tanto tiempo en un mismo lugar. Then, off to Bengalore.

Anuncios

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s